Un agente penitenciario y un preso, envenenados por la pareja del recluso

Un agente penitenciario y un preso, envenenados por la pareja del recluso

Dos mujeres fueron detenidas el martes a la tarde, cuando intentaron envenenar a un preso, que es el novio de una ellas, que estaba internado en el hospital Mi Pueblo de Florencio Varela, el más cercano al penal del recluso.

Los investigadores explicaron que fue el propio detenido quien le convidó a Ferreira.

Fuentes de la investigación aseguraron que todo comenzó este martes cuando dos mujeres concurrieron a la Unidad Penitenciara número 23 de Florencio Varela para visitar al preso llamado Alejandro Gamarra, con quien permanecieron conversando unas horas hasta que en cierto momento el detenido se descompuso y pidió asistencia médica. Tanto el preso como el penitenciario se hallan en estado de gravedad y permanen internados en terapia intensiva.

Gamarra fue atendido en la cárcel y luego trasladado al Hospital Zonal Mi Pueblo, también de Florencio Varela, donde fue asistido por los médicos y quedó internado con la custodia de un penitenciario, explicaron los investigadores.

La pareja de primero ingresó junto a otra mujer a visitarlo por la guardia y al ver al penitenciario le entregó una botella de agua tónica para él.

Pusieron veneno para hormigas en una gaseosa.

Minutos después, cayeron ambos al piso y empezaron a hacer convulsiones, por lo que fueron derivados a terapia intensiva del nosocomio, donde permanecían internados.

María Alejandra Pérez y María Betania Pérez Pilo, de 40 y 32 años, quedaron detenidas por el delito de "tentativa de homicidio". Las botellas fueron secuestradas para enviar a analizar su contenido.