FBI y NSA rechazan acusaciones de Trump sobre intervención de teléfonos

FBI y NSA rechazan acusaciones de Trump sobre intervención de teléfonos

Comey testificará ante la comisión de Inteligencia de la Cámara de Representantes en una audiencia abierta para investigar la injerencia de Rusia en la campaña electoral estadunidense de 2016.

El presidente de EE.UU., Donald Trump, no planea retirar la acusación de que su predecesor en la Casa Blanca, Barack Obama, ordenó espiar sus comunicaciones durante la campaña presidencial de 2016 ni tampoco disculparse, según adelantó hoy su portavoz, Sean Spicer.

"Eso incluye investigar la naturaleza de cualquier vínculo entre individuos asociados con la campaña de Trump y el gobierno ruso, y si hubo alguna coordinación entre la campaña y los esfuerzos de Rusia", señaló Comey.

Además, dijo que "existe esta idea de que Wikileaks se ha convertido en una especie de vocero para los intereses de las agencias de inteligencia, no solamente en Rusia, sino también en China porque vemos que hay este espíritu de transparencia y denuncia por parte de Wikileaks, pero nunca de un gobierno que no sea Estados Unidos, esto ha generado sospechas dentro de la comunidad de inteligencia sobre cuáles son las intenciones reales de una organización como Wikileaks que últimamente se ha prestado a dar a conocer información del gobierno estadounidense".

La declaración de Comey confirmó semanas de reportes en los medios estadounidenses según los cuales la policía federal investigaba la explosiva acusación de que la sorpresiva victoria de Trump sobre la demócrata Hillary Clinton en noviembre fue ayudada por Rusia.

Posteriormente, Trump aclaró que cuando escribió ese mensaje, se refería a la serie de actividades de vigilancia que pueden haber sido dirigidas contra sus asistentes de campaña que han sido acusados de conspirar con el gobierno ruso.

Mientras que para él también hay pruebas "directas" de algún tipo de "engaño" por parte de la campaña de Trump sobre sus conexiones con Rusia y por eso se está investigando al respecto. "¿Es posible que todos estos eventos sean completamente independientes, nada más que pura coincidencia?"

Trump había publicado el 4 de marzo en Twitter que Obama había "pinchado" su teléfono, una acusación que ha concentrado el debate político en Washington. "¡Debemos encontrar ya al que la filtró!", reclamó en su cuenta de Twitter el mandatario poco antes de comenzar la audiencia en la comisión de Inteligencia de la Cámara de Representantes.

Varias comisiones del Congreso iniciaron investigaciones sobre el asunto, incluyendo los comités de Inteligencia de Diputados y del Senado, que tienen jurisdicción sobre 17 agencias de inteligencia de la nación, así como las comisiones de Justicia de ambas cámaras.